domingo, 18 de enero de 2009

De la última noche en San Antonio, y de la Gastronomía...

Había quedado en contarles la última noche en esta última entrega del viaje...
Mas temprano ese día despedimos a Kaína, la chica del viaje, por lo que sólo quedamos Ijjrra, Luis y yo. Teníamos muchos planes para esa noche, pero en el transcurso del mismo llegó una tía que Ijj tenía tiempo sin ver, y cuando se ocultó el sol nos soltó sin anestesia que: "lo mejor era que nos quedaramos esa noche en casa, compartiendo con la familia". Luis y yo al principio nos quedamos trastocados porque no era nuestra idea de la última noche; queríamos ir a San Cristóbal, a Cúcuta, ¡a donde fuese!. A los minutos ya estabamos resignados y hasta tranquilos porque por primera vez en todo el viaje ibamos a poder dormir una noche como la gente normal.

Todo pasó muy rápido. Me paré como a las 11:00 pm a comer torta de mi cumple; Luis me secundó; Ijjrra llegó a la cocina; dije que me provocaba ir a comer Hamburguesas en un lugar que quedaba por ahí cerca; nos vestimos... antes de las 11:30 ya estabamos pateando el asfalto. En la esquina de la calle había un tanque gigante de agua como el de Animaniacs, donde todas las noches se reunía un grupo de gente a tomar y escuchar música desde sus vehículos, al más puro estilo "paviperro pueblerino". Cuando pasamos por dicha esquina, obviamente todas las miradas de aquella gente se dirigieron hacía el trío de caraqueñitos que pasaba fiercemente y sin mirar a los lados; fué muy divertido. Pues bien, nunca encontramos ningún lugar abierto donde comer hamburguesas ni nada parecido por lo que optamos por volver a la casa y comer hallacas... de regreso pasamos por la esquina de los bebedores que ya les dije, y de pronto escuchamos un "fuerte" grito con el que llamaban a Ijjrra, quien se aproximó al grupo y estuvo hablando unos segundos con una chica. Luego Ijj nos hizo señas para que Luis y yo nos acercaramos al grupo en cuestión, nos presentó a la chica, quien era una aimga de su infancia, y al detallar a las personas que estaban en la esquina rumbera nos dimos cuenta que habíamos sido muy ciegos todas las noches que pasamos por ahí, ya que el grupete nocturno tenía "mas cosas en común con nosotros de lo que pudiesemos pensar". Uno a uno, los fuimos conociendo a todos y todas y confirmamos que también perteneciamos a ese lugar y que sin duda la pasaríamos muy bien esa noche...

Lo demás es historia, vino a pico de botella, rones aguados, conversaciones folklóricas y hasta una "botellita" frustrada por lo tarde y lo soso de los jugadores... y bueno, cosas que se deben reservar pues, he dicho.

Hay algo de lo que no puedo dejar de de hablar, porque si hubo algo que hicimos a toda hora y en todo momento durante este viaje fue COMER. Y es que en San Antonio y en Cúcuta habían tantas, pero tantas cosas que no hay en Caracas y que nunca mis ojos habáin visto, que no me podía privar de probarlas! Todas y cada una de ellas ricas en colesterol, claro está. Acá les dejo una lista de las cosas que comí con gusto, mucho gusto:


- Pastelitos de Yuca y carne. Tambien tenían arroz adentro, eran ovalados y full incomprensibles. No fueron mis favoritos.

- Pastelitos andinos. Los populares; muy ricos, gorditos y chiquitos. de queso, pollo, jamón... mis favoritos, los de champiñones.

- Buñuelos. Los buñuelos que yo comí en mi infancia eran dulces, de yuca, y se comían con miel. estos eran una masa frita con un atisbo de queso. Nada del otro mundo.

- Almojabanas. Éstas si me gustaron muchísimo, y decir su nombre era toda una tarea, siempre decíamos "Almohada" o "Enjabonaba". Eran una masa inentendible, con queso on the inside, suave por fuera, pequeñas... ojalá hubiese una foto.

- Costeñitas. La cerveza oficial del viaje, era como una solera verde suavecita; muy rica. Y barata.

- Papas Margarita. Son las mismas Lays de acá, pero alla se llaman Margarita, y tienen sabores que no hay acá. Eran de Limón y de Pollo. Si! papitas fritas con sabor a limón, ácidas y super ricas. Pero las mejores sin duda eran las de pollo. Un guilty pleasure de 20 pts.

- Postobón. Era el único refresco que tomabamos, no podíamos tomar otro, éste es el mejor refresco del mundo. El Postobón de manzana. Me arrepiento de no haberme traído más de los que me traje. Su color es como un magenta super sexy, y sabe como a manzanita Hit pero mejorada. Total el Postobón.

- Chicha andina. Me rehusé a probarla.

- Club Colombia. Otro refresco. Muy malo, sabía a colita sin gas. Y no es que no tenía gas. Sabía así.

- Hubo unos postres muy ricos que no se como se llamaban pero eran deliciosos, algo asi como unos ponqués secos con crema batida. Habían cosas muy raras debo decir

- Y amé el Ginger Ale! Es una soda saborizada que muchos deben conocer, no es colombiana, ni andina, pero acá no la venden y allá si. Es gringa. Muchos la usan para acompañar bebidas, pero debo decir que sola sabía muy bien.

- De seguro se me olvida algo, así que Ijjjrra, te encomiendo que lo reseñes en un comment de ser así.

Ese fué mi viaje de año nuevo people, disfruté mucho, comí más todavía, tomé como un son of a bitch y conocí cosas divertidas.

Besitos varios.
Jernest**

10 comentarios:

Peter Pan dijo...

Jajajajajajajajaja Joseito haces bien en obviar ciertos detalles, por el bien de todos, besitos de almojábana por eso.
Creo que llegamos a comer más cosas, olvidas los pinchos que te hicieron mis papás con tanto amor de padres adoptivos, el café que a cada rato nos llevaba el tío, y seguro seguritico hay más.
Quiero viajar once again and again and again.
Ahhhh y nos faltó tomar Cola y Pola, que es un refajo, entiéndase cerveza con colita, te la debo pal próximo viaje.
Besitos de Costeñita.

CasthellanoX dijo...

;)

julian zerega dijo...

me dio hmabre con tu post!
hahhaa.

saludos. qe divertida vida!

Burcu dijo...

Hi Jernest! What's going on there_
Did you quit writing about celebrities? :)

Looking forward to hearing from you :P

C you

Hugs

Jose Simons dijo...

hahah que rico!!... pero ahora que se va a ahcer con los 600$ que nos dejo nuestro querido presidente?

Sandum dijo...

jajaja me imagino tu acento de Caraqueñito, y explicando la comida con frases como "Full incomprensible" y me da demasiada risa. Yo cuando viajo solo como lo típico que vendan donde este, y bueno ciertamente las cosas andinas son de lo mejor. Besos!

P.S.: Hiciste bien en no probar la chicha andina... Eugh!

Majo dijo...

la chicha andina es una bombaaa!! las almojabanas son lo más! postobón de manzana all the way!!! estabas cerquita de cucúta que fino, me gusta cucúta es muy ordenadito y el río va 'al revés' como comento una amiga hace poco lol. Mi familia paterna es de San Cristobal, mi bisabuela, me gusta mucho por allá, el acento de los gochos es cute (los de SC, los merideños no tanto)
xx!

andrew dijo...

que comico tu blog, es my divertido pasare seguido por aca

visita el mio es nuevo.

Lorentzo dijo...

Ohhh... ya se acabó entonces?

Un abrazo!

Hosted by: nessita dijo...

AMO el Postobón!!! (L)

Y como andina, creo que me siento un poco dolida porque hayas rechazado nuestra deliciosa chicha! hahahaha